ANDREA ROMEO, BÁMBOLA

AYMA BOUTIQUE & APROPOS MAKE UP & AINHOA GARCÍA

Cuando Andrea Romeo decidió abrir su tienda Bámbola de alta bisutería y complementos en Rentería, mucha gente pensó que era una pequeña locura; ¿funcionaría un establecimiento de este tipo en esa localidad? Pero Andrea lo tenía muy claro… ella siempre ha tenido las ideas muy claras, por algo se caracteriza por ser una mujer muy visual y actual.

Visto lo visto, hoy podemos decir que el tiempo transcurrido le ha dado la razón. Andrea Romeo no se equivocó en su decisión, porque su negocio marcha de forma muy satisfactoria. En Bámbola, ubicada en C / Vicente Elizegi, se puede encontrar una amplia gama de alta bisutería, tocados y complementos con un denominador común: son productos con materiales de calidad, que miman mucho el diseño y el acabado, y que se adaptan a los diferentes estilos de las clientas. Y cuando digo que se “adaptan” lo digo ¡¡en sentido literal! como veréis más adelante en este reportaje.

Andrea, la propietaria de Bámbola es una mujer “todo terreno”. Es diseñadora gráfica, joyera y desde hace tiempo también diseñadora de alta bisutería y tocados. Con una creatividad desbordante y una mente inquieta y siempre positiva, esta profesional se ha ganado la plena confianza de muchas clientas por varias razones: ofrece una atractiva gama de productos con una magnífica relación calidad-precio y un trato muy cercano y personalizado, que le ha llevado a ser reconocida con el premio 10Bitxiak. ¿La conocemos?

Colaboradores: Ayma Boutique, Apropos Make Up (maquillaje) y Ainhoa García (peluquería)

Entrevista: Gemma Garbizu
Fotografía: Marian Etxebeste
Grabación de vídeo: Nerea Herrero
Coordinación: Laura Manjarrés
Edición y postproducción: Filtro Creativo

MAKING OF

Bisutería con baño de oro y cristal Swarovski y tocados de Bámbola. Vestido de lunares y chaqueta de punto rosa de Ayma Boutique

Hola Andrea, tú fuiste la más jovencita de tu curso en la escuela de Diseño de San Sebastián…

Era casi una niña, la de años que han pasado ya. Yo entré en la escuela de diseño con diecisiete años, no me gustaba mucho estudiar pero siempre he sido una persona muy visual y he tenido mucha creatividad. Me encantaba el mundo de la imagen y el diseño (todo lo que nos rodea tiene un componente de diseño y eso me chifla). Por ello decidí estudiar diseño gráfico, y acerté en mi decisión, porque fueron unos años muy bonitos donde aprendí mucho.

Tras finalizar tus estudios trabajaste varios años en el sector de las agencias de publicidad, ¿no?

Así es… comencé trabajando en una de las principales agencias de publicidad de aquella época, Ad Hoc, donde aprendí a ¡¡currar de verdad!! Posteriormente estuve en otras agencias donde seguí adquiriendo mucha experiencia a nivel profesional. Pero el sector estaba cambiando mucho, Donostia se fue convirtiendo en un Boom de agencias de publicidad y no comulgaba con la forma que tenía el sector de hacer algunas cosas, lo cual me fue desmotivando un poco.

Tocados exclusivos de Bámbola.

Quizás había otra razón de esa desmotivación, y es que aparte del diseño gráfico había otro campo que te gustaba mucho…

Sí, puede ser, también me gustaba muchísimo el campo de la joyería, siempre he sido muy “manitas” y desde pequeña ya me entretenía mucho haciendo mis pequeños “experimentos” con collares o pulseras aunque no eran de oro, sino de cristal (risas). Por este motivo, mientras seguía haciendo trabajos de diseño gráfico, ya a modo de freelance, busqué el camino para adquirir estudios en el campo del diseño de joyas.

En Bámbola hay diseños realmente preciosos y muy especiales, tanto para novias, como para invitadas o comuniones. Algunos diseños llevan flores de seda (flores que han sido creadas partiendo de cero: con sedas que se aprestan, se tintan, se recortan y se montan) Todos los diseños son artesanales, con un excelente nivel de acabado y a un precio razonable.

¿Y lo encontraste?

Pues sí, encontré un curso de joyería que me pareció muy interesante pero había comenzado ya… ¡¡qué pena!!, pensé. Sin embargo no me resigné, tenía que intentar entrar como fuera así que contacté con la directora y le enseñe las cosas que hacía. Tuve suerte porque le gustaron mucho y me dijo que, aunque las clases ya habían comenzado, podía incorporarme; quedaba una plaza libre así que me incorporé al mes de comenzar.

Andrea Romeo es una artista a la hora de diseñar los tocados más especiales para las novias… confiriendo a la mujer un estilo elegante y muy original en ese día tan importante.

Y seguiste teniendo suerte ¿no?… porque al poco tiempo empezaste a trabajar en este sector.

Sí, a los meses me cogieron en una de las principales joyerías de San Sebastián para trabajar por las tardes. Fue una magnífica oportunidad, ya que podía compaginar mis estudios por la mañana con mi trabajo por la tarde. Fue una etapa muy interesante: lo que veía en la escuela en los libros, lo “tocaba” y lo vendía al público en la joyería. Solo trabajaban con oro, diamantería y piedras preciosas, y la verdad es que adquirí mucha experiencia en este sector.

Pero en la joyería ¿solo estabas de cara al público?

No, también intervenía en el diseño de algunas piezas. La mayoría de las joyerías, aparte de comercializar sus productos, sacan sus propias líneas de diseño. La propietaria de la joyería quiso que le diseñara algunas piezas y, como le gustaba el resultado, las iba produciendo. Cuál fue mi sorpresa al comprobar que mis diseños gustaban y que se vendían bien en la tienda así que pensé: si esta mujer que lleva tantos años en la profesión confía en mí para diseñar, y luego mis diseños se venden, no lo debo hacer mal. Se me abrió un nuevo mundo que me encantaba, pero debo decir que nunca he abandonado el diseño gráfico del todo, hoy en día sigo realizando trabajos puntuales para algunos clientes.

Pamela XXL rafia con detalle floral vintage rosa de Bámbola.

Un tiempo después cambiaste el sector de la joyería por el de la bisutería…

Sí, trabajé en una tienda de bisutería y complementos de San Sebastián donde adquirí experiencia en otro tipo de negocio que también me atraía mucho. A diferencia de un comercio de ropa, donde el cliente es quien escoge las prendas y se prueba, en un comercio de joyería o de bisutería eres tú quien vas mostrando las piezas al cliente para que se las pruebe. Es un trato más cercano donde puedes asesorarle en lo que le más le favorece según su estilo, complexión, forma de vestir… Es una atención mucho más personalizada, y en mi opinión debe cuidarse mucho y con un trato muy exquisito.

Llega un momento en que decides emprender tu propio proyecto… y nace Bámbola.

Exacto, hace ya catorce años que abrí esta tienda, vi este local que me encantó y me lancé a poner el proyecto en marcha. Bámbola es una tienda especializada en alta bisutería, complementos y tocados; actualmente además he decidido ampliar la línea de tocados, ya que es un sector en el que me estoy desenvolviendo con buenos resultados.

Reloj clásico y bisutería oro rosa con cristal de Bámbola.

Antes de hablar de los tocados, háblame de tus colecciones de alta bisutería, ¿en qué se diferencia la alta bisutería de la bisutería?

La alta bisutería está a caballo entre la joyería y la bisutería normal. La diferencia radica en varios aspectos pero sobre todo en los materiales, ya que la alta bisutería solo emplea materiales de calidad como los cristales Swarovski, piedras naturales o semipreciosas. No hay plásticos, al no ser que sean resinas italianas de mucha calidad. Otra de las diferencias es que todos los materiales son antialérgicos, ya que no llevan níquel ni plomo.

Pamela XL de paja con lazada y detalle floral negro de BámbolaVestido paillettes y blazer fluida de Ayma Boutique. 

¿Y se notan mucho las diferencias?

Las diferencias son abismales, nuestras piezas no pesan, no se rompen al manipularlas porque los materiales son resistentes, tienen un brillo natural y los acabados son perfectos. La bisutería de mala calidad no brilla, los baños te duran “dos asaltos”, y se enganchan porque las uniones no son buenas. Las piezas de alta bisutería tienen un coste algo más elevado pero duran bastante más en el tiempo, y suelen ser diseños más exclusivos que se pueden combinar con piezas de joyerías sin deslucir.

Brazalete piel de cristal y perla natural, pendientes de cristal y fleco degradado de Bámbola. Vestido largo negro de Ayma Boutique.

En el caso de Bámbola, tenéis además otro valor diferencial…

Cuando vendes un producto de calidad que perdura en el tiempo y que cuesta algo más que una pieza de bisutería normal, me parece imprescindible la posibilidad de que se puedan adaptar a la complexión de cada clienta. No todos tenemos la misma altura o anchura, la misma medida de muñeca, hay gente que tiene el lóbulo de la oreja muy ancho… por ello en Bámbola damos la posibilidad de adaptar nuestras piezas: los collares los podemos hacer más largos o cortos, las pulseras más anchas o estrechas… Este valor añadido no suele encontrarse en las tiendas de este sector, pero en mi tienda no dudé en ofrecerlo porque me parece necesario. Incluso damos la posibilidad de arreglar piezas que se han adquirido con anterioridad en nuestra tienda siempre que sea posible, claro.

Clutch de rafia y sortija plata bicolor con cristal de Bámbola.

¿Las colecciones que tienes son de firmas que comercializas o también hay diseños tuyos?

Hay piezas que diseñamos, otras que mandamos hacer, y hay piezas que compramos ya fabricadas. Trabajamos con casas israelíes, danesas, belgas, alemanas… también con firmas nórdicas porque tienen un concepto de la bisutería muy bueno, que cuida mucho los detalles. Todas son casas muy serias que me responden ante cualquier problema. Pero yo no compro firmas, compro productos, y si no me dan lo que quiero en calidad y diseño no los ofrezco en mi tienda. También cuento con la ayuda de talleres que trabajan conmigo a la hora de realizar mis diseños.

Tocado exclusivo con red y estola de piel de conejo de Bámbola.

Dime Andrea, ¿dónde te inspiras para realizar tus diseños?

Suelo ir a ferias internacionales como la de París, donde encuentro proveedores que me gustan, y también es un inmenso escaparate para visualizar ideas y tendencias. Pero también me inspiro en lo que veo por la calle, incluso en lo que me piden las clientas porque ellas, con sus necesidades, pueden ser la mejor fuente de inspiración. Alguna vez me ha ocurrido que varias clientas me han pedido en poco tiempo algo que no tenía en la tienda y, como me gustaba la idea, lo he mandado fabricar (Andrea sonríe).

Fular de seda de Bámbola.

Pamela desflecada de rafia con lazo de terciopelo y detalle floral de Bámbola.

Otro campo que estás desarrollando cada vez más es el de los tocados… tienes verdaderas obras de arte.

La gente empieza a valorar cada vez más el concepto de la personalización y la fabricación artesanal; en el sector de los tocados de pelo se valora mucho. Antes trabajaba con diferentes casas de tocados, pero por circunstancias de la crisis fueron cerrando. Entonces me planteé comenzar a desarrollar mis propios diseños, y realicé varios cursos para especializarme: de flores de seda, de tocados para escenografías de cine… es un campo muy creativo y me apasiona. El tocado debe ir con tu estilo, tu color de pelo, el color de piel, estatura, el tocado no solo debe ser bonito y hacerte sentirte especial, tiene que estar muy bien acabado y sentarte bien.

Andrea Romeo acompañada de la asesora de imagen Cristina Vesga, sigue recorriendo algunos lugares de esta localidad. ¡No llueve así que hay que aprovechar!

¿También haces tocados por encargo?

También sí, siempre que me den cierto tiempo para realizarlo, ¡¡con lo que trabajo solo me falta dormir en la tienda!! (risas) Además tenemos una colección de tocados que se puede alquilar para dar más opciones a nuestras clientas. Ahora tengo una persona estupenda que me va ayudar en la tienda porque cada vez necesito más tiempo para diseñar.

Paraguas de Bámbola.

Colgante largo con piedra natural y bolso de Bámbola. Pantalón crepe negro y espiga dorada y trench de Ayma Boutique.

Además de la alta bisutería y de los tocados, no podemos olvidarnos de los complementos…

Esta es otra línea de productos que trabajo muy a gusto en Bámbola. Tengo bolsos tanto de piel como de polipiel, pero ambos de unas calidades muy altas. Por lo general el bolso de polipiel suele ser un producto más “de moda” y el de piel suele adquirse como algo más atemporal y duradero.

También tienes paraguas, y otros artículos…

Sí, trabajo con una firma especializada únicamente en paraguas, no pesan y son de calidad, para que no te “traicionen” en un día de vendaval.

La verdad es que tienes una gama de productos de mucho nivel…

Eso procuro, y con una serie de valores añadidos en el servicio, como son las reparaciones de nuestras piezas o el alquiler de tocados, que no es fácil encontrar en otros sitios. Y a solo quince minutos de San Sebastián, así que a los de la “capi” os invito a venir a verla (Andrea sonríe).

Pero Andrea… ahora también tienes clientes de San Sebastián, ¿no?

Sí, cada vez nos viene más gente tanto de Donostia como de la zona de Irún y Hondarribia.

Pulseras de cristal Swarovski de Bámbola.

Sortijas con baño de oro y cristal Swarovski y colgante largo piedra natural y flecos de Bámbola.

La verdad es que Rentería tiene un comercio muy interesante, hace tiempo que no venía y me he quedado muy sorprendida…

Nuestra localidad se caracteriza por ser una zona comercial de más atención personalizada, con más boutiques y no tanta franquicia como Donostia. Cuidamos mucho el trato al cliente, independientemente de que compren o no. En mi opinión las franquicias venden una moda rápida, invitando a un consumo excesivo, ya no son lo que eran en cuanto a precios y han subido mucho en los últimos años. Nosotros en general podemos tener unos precios más ajustados y con una atención y un servicio más personal, cercano y especializado.

Con tanto trabajo, ¿ya tienes tiempo libre Andrea?

Pues no mucho, pero cuando lo tengo lo que más me gusta es estar con mis dos hijos y mi familia. También comparto mi afición por el diseño con mi hija de cinco años, me encanta pintar con ella y ver cómo hace sus collares mientras yo hago los míos.

Bolso de piel de Bámbola.

Qué bonito poder compartir tu afición con tu hija, ya la veo siguiendo tus pasos… ¡¡Un placer Andrea, hasta pronto!!

LOOK 1

BÁMBOLA

  • Bisutería con baño de oro y cristal Swarovski


AYMA BOUTIQUE

  • Vestido de lunares Suncoo
  • Chaqueta de punto rosa

 

LOOK 2

BÁMBOLA

  • Reloj clásico oro rosa
  • Bisutería oro rosa y cristal
  • Pamela XL de paja con lazada y detalle floral negro
  • Pamela XXL rafia con detalle floral vintage rosa


AYMA BOUTIQUE

  • Vestido paillettes Deby Debo
  • Blazer fluida Ese O Ese

 

LOOK 3

BÁMBOLA

  • Tocado exclusivo con red
  • Estola de piel de conejo
  • Pendientes de cristal y fleco degradado
  • Brazalete piel de cristal y perla natural
  • Sortija plata bicolor


AYMA BOUTIQUE

  • Vestido largo negro Studio:manna
  • Clutch de terciopelo

 

LOOK 4

BÁMBOLA

  • Fular de seda
  • Colgante largo piedra natural
  • Reloj clásico correa piel
  • Sortijas con baño de oro y cristal Swarovski
  • Bolso de piel
  • Paraguas


AYMA BOUTIQUE

  • Pantalón crepe negro y espiga dorada Studio:manna
  • Trench Vila

 

¡Hasta la siguiente publicación! ¡Estad atentos!

¡Nos vemos!

2 Comentarios
  • Yoana López Giménez
    Publicado el 10:48h, 11 abril Responder

    Precioso reportaje! Love it 🙂

Publicar un comentario